6 consejos si viajas a Jordania: El Oriente Medio tranquilo

Lo primero que llama la atención cuando visitas Jordania por avión es su aeropuerto de Amman Es impresionante. Construido hace tan solo cuatro años, cuenta con una multitud de servicios y todo está nuevo y reluciente.

Luego, cuando sales de allí, te das cuenta que el país no está tan estructurado como parece y que tiene un montón de carencias para el turismo.

Jordania es un país muy tranquilo. Alejado de las guerras, ir por Jordania carece de peligro y el visitante se puede sentir a salvo por completo. Sus conflictivos vecinos (Jordania linda con  Arabia Saudí, Irak, Siria, Israel y Palestina) pero esa actividad no se deja sentir en la tranquila Jordania.

Se trata de un país pobre, con tan sólo 9.000.000 de habitantes, cuya mayor industria son las minas de fosfatos y cuyo precio es muy bajo. Quizá sea esa pobreza lo que ha hecho que sus territorios no tengan un especial interés para sus vecinos en conflicto.

La visita al país da para bastante. Lo que no te puedes perder es: Petra, Jerash, el mar muerto, el desierto de Wadi Rum. Y si te apetece puedes hacer algo de aventura recorriendo los cañones del Mujib.  Muy recomendable también visitar el lugar donde Jesús fue bautizado por su primo San Juan Bautista. En ese mismo lugar podrás ver el río Jordán haciendo frontera con Israel. enUL%0l8Sq+I+9PNVI0Lyg_thumb_36d6

  • El Dinar está altísimo, los Jordanos tienen una subdivisión monetaria que es muy utilizada por ellos, pero que nunca la usan con los turistas. El turista va a pagar a unos precios altísimos por todo. Jordania es muy caro para el visitante.
  • Puedes hacerte el viaje por tu cuenta, Jordania es muy tranquilo. Pero no te metas por las zonas no turísticas vestida con mini-falda si eres mujer. Puede ser un problema. Allí, las mujeres -la gran mayoría- van muy tapadas. Y los hombres no están acostumbrados a los occidentales.
  • En Amman el tráfico es horrible. El transporte público casi no existe y todo el mundo tiene coche para poder moverse. Los atascos pueden ser de hora y media para hacer un  kilómetro de distancia.
  • Te puedes saltar la visita a Petra por la noche para ver el “tesoro”. Tienes que andar 2 kilómetros a oscuras para ver un espectáculo malísimo y aburrido con una iluminación de andar por casa. Además, por la mañana te habrás dado cuenta que te han hecho sentarte en el suelo, justo donde cagan y mean los camellos y los burros con los que se transportan al turista. Forget it.UNADJUSTEDNONRAW_thumb_33ab
  • Realmente la visita a Jordania no da para una semana. Bien planificado se puede ver todo lo interesante en tan sólo 4 o 5 días.
  • Olvídate de pasar mucho tiempo en Amman. Es feo, desordenado y no ofrece muchas cosas al viajero. Los hoteles son malos y caros y tan sólo hay un par de calles que merezcan la pena. Eso sí, hay cientos de tiendas para comprar miles de cosas.

mario camacho rodríguez