Continental presenta ContiSense y ContiAdapt, dos nuevos conceptos revolucionarios de tecnología para neumáticos

Continental introduce dos nuevos conceptos de tecnología de neumáticos que en el futuro aportarán aún más seguridad y confort en carretera. Estos dos sistemas permiten la monitorización continua del estado del neumático y la adaptación del rendimiento del neumático a las condiciones de la carretera. Las tecnologías, denominadas ContiSense y ContiAdapt, han sido presentadas en el Salón del Automóvil de Frankfurt (IAA) de 2017 junto con un estudio del neumático.

ContiSense se basa en el desarrollo de compuestos de caucho conductores de electricidad que permiten enviar señales eléctricas desde un sensor en el neumático a un receptor en el automóvil. Los sensores de caucho monitorizan continuamente la profundidad y la temperatura de la banda de rodadura. Si los valores medidos están por encima o por debajo de los límites predefinidos, el sistema inmediatamente alerta al conductor. Si algo penetra en la banda de rodadura provoca una advertencia inmediata para el conductor. Es más rápido que los sistemas utilizados hasta ahora, que sólo avisan al conductor cuando la presión de los neumáticos ya ha comenzado a bajar. En el futuro el sistema ContiSense contará con sensores adicionales que también se pueden utilizar de forma individual. Así, la información sobre la superficie de la carretera, su temperatura o la presencia de nieve, pueden ser datos “sentidos” por el neumático y transmitidos al conductor. Los datos se pueden transmitir a la electrónica del vehículo o a un smartphone vía bluetooth.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La tecnología ContiAdapt combina microcompresores integrados en la rueda para ajustar la presión de los neumáticos con un borde de ancho variable. El sistema puede modificar el tamaño de la huella de contacto, que bajo diferentes condiciones de la carretera es un factor decisivo para la seguridad y el confort. Cuatro combinaciones diferentes permiten una perfecta adaptación en condiciones húmedas, zonas irregulares, resbaladizas y normales. Por ejemplo, una huella de contacto más pequeña combinada con una alta presión de los neumáticos permite que la resistencia a la rodadura sea reducida y obtengamos una conducción energéticamente eficiente en carreteras sin irregularidades y con asfalto seco. Por el contrario, la combinación de una huella de contacto más grande con una menor presión de los neumáticos proporciona un agarre ideal en carreteras con pavimento deslizante. El sistema también permite presiones de los neumáticos por debajo de 1 bar para ayudar a sacar el vehículo de su plaza de aparcamiento en condiciones de nieve profunda, por ejemplo, o atravesar un peligroso tramo de hielo negro.

ContiSense y ContiAdapt se unen a un concepto de neumático que permite aprovechar los beneficios de ambos sistemas. El diseño del neumático cuenta con tres diferentes zonas de rodadura para conducir sobre superficies húmedas, resbaladizas o secas. Dependiendo de la presión de los neumáticos y de la anchura de la llanta se activan diferentes zonas de la banda de rodadura y el concepto de neumático adopta la “huella” requerida en cada caso. De esta manera, las características del neumático se adaptan a las condiciones de la carretera o preferencias del conductor.

Continental considera que estos conceptos de tecnología de neumáticos prometen soluciones para la movilidad del futuro, ya que estos neumáticos están desarrollados para satisfacer las necesidades de conducción automatizada y la electrificación. La baja resistencia a la rodadura, por ejemplo, hace posible que los coches eléctricos cubran mayores distancias con una sola carga. Al mismo tiempo, los neumáticos se pueden adaptar a las preferencias personales del conductor o a los cambios climatológicos repentinos. Estos conceptos son el siguiente paso lógico en el desarrollo orientado al futuro del sensor REDI, introducido en el mercado por Continental en 2014 y que fue fundamental para establecer una comunicación inteligente entre el vehículo y el neumático. Los nuevos conceptos de tecnología de los neumáticos dan continuidad a las tecnologías de movilidad ContiSeal, sellado automático de las perforaciones, y ContiSilent, reducción del ruido de rodadura.

Con más de un siglo de experiencia en tecnología de neumáticos y experiencia interna en el campo de la electrónica de vehículos y la tecnología de información automotriz, Continental alinea sistemáticamente sus productos con los requisitos futuros de conducción autónoma y movilidad eléctrica.