Orazio Corva: «Car2Go va a estar pronto en otras ciudades españolas».

Orazio Corva

Car2go, la compañía líder mundial de carsharing flexible, lanzaba por primera vez en noviembre de 2015 su servicio en España escogiendo Madrid para desarrollar su actividad. Desde ese momento se ha convertido en una historia de éxito: los más de 180.000 usuarios con su flota de 500 smart fortwo eléctricos han recorrido 17,5 millones de kilómetros libres de emisiones, lo que ha permitido ahorrar la liberación de cientos de toneladas de CO2 a la atmósfera. Junto a clientes privados, también más de 1.000 compañías usan el servicio de carsharing de car2go, hacen sus propias opciones de movilidad más flexibles y reducen los costes fijos.

El impacto de la compañía en la ciudad ha sido contundente. car2go se ha convertido en el nombre genérico para denominar en Madrid los servicios de carsharing y ha introducido una nueva forma de movilidad urbana sostenible que ha transformado el paisaje urbano de la ciudad con una gran aceptación por parte de los usuarios. Madrid es una de las tres localizaciones de car2go en el mundo con mayor crecimiento en número de miembros.

Sin embargo, la compañía aún no es rentable, pese a tener un enorme número de usuarios que se incrementan mes tras mes. La apuesta es crecer y en un futuro llegar a una rentabilidad que se resiste quizás por los altos costes de tener que utilizar vehículos eléctricos en una ciudad como Madrid que no cuenta con puntos de recargas en las calles. Los coches han de ser subidos a vehículos que los llevan a los puntos de recarga que la empresa ha creado fuera de la almendra central. Además, toda esta labor se ha de hacer por la noche y de madrugada para poder repartir los coches, ya a plena carga, por diferentes puntos de la ciudad y a disposición de los usuarios.

500 son los coches con los que Car2Go comenzó en la ciudad y esa es la misma cifra con la que continúan trabajando. «Nuestra planificación se ha quedado un poco corta debido a la alta demanda de los usuarios, por encima de nuestras expectativas», comenta Orazio Corva, portavoz de la marca en Madrid. Ya están planificando incorporar más unidades a la flota de vehículos de Madrid. Al igual que también están planificando la llegada de car2go a otras ciudades como Barcelona, Valencia o Sevilla.

Otras empresas de Car Sharing ya están llegando a la ciudad. Ya son tres las que estarán disponibles en Madrid dentro de muy poco tiempo. Car2Go no teme a la competencia, al contrario, cree que es bueno para los ciudadanos y para el negocio. «La movilidad en las ciudades se verá beneficiada por la llegada de nuevos actores de coche compartido, lo que ha de potenciar el concepto y el despegue del mismo», nos dice Orazio.

«La movilidad sostenible ha de ser una eléctrica, para ello hacen falta muchos más puntos de recarga. Este es el cambio clave que se ha de dar en las ciudades y por supuesto en Madrid. Nosotros también vemos en un futuro no muy lejano que el coche compartido, no sólo será un vehículo eléctrico con mayor autonomía que la actual, sino que también serán vehículos autónomos; los usuarios no tendrán que conducir para desplazarse por la ciudad», finaliza Orazio Corva.

Anuncios