SAÚL CRAVIOTTO Y SU CUPRA ATECA

En estas fechas tan especiales del año, Saúl tiene la mejor sorpresa de Navidad: estrena un CUPRA Ateca. Como él reconoce, “ya había visto este coche en la presentación de la nueva marca, pero cuando he descubierto que este es el mío y que va a ser para mí, se me han puesto los pelos de punta. Estoy deseando conducirlo. Además de su potencia y versatilidad, ahora que soy padre, necesito un coche con mucho espacio para la familia, estoy contentísimo”.

Y no es de extrañar, porque el CUPRA Ateca es un icónico SUV con un diseño exclusivo, un motor de 300 CV de potencia, caja de cambios de 7 velocidades, tracción integral 4Drive, y una avanzada tecnología. Es el mejor exponente del equilibrio entre la deportividad, el placer de conducir y la facilidad de manejo en situaciones cotidianas, cualidades que hacen que sea el SUV compacto más dinámico del mercado.

Saúl Craviotto es el segundo mayor medallista olímpico español. Ha ganado cuatro medallas olímpicas: Oro en Pekín 2008, Plata en Londres 2012, y Oro y Bronce en Río de Janeiro 2016. Además, Saúl es uno de los deportistas  españoles más exitosos de los últimos años, con 24 medallas en total entre Juegos Olímpicos, y campeonatos mundiales y europeos de piragüismo. Nacido en 1984 en Lleida, es piragüista desde los quince años, una disciplina deportiva que le ha apasionado toda su vida, aunque no le permitiese vivir de ella, por lo que también se convirtió en Policía Nacional para poder seguir dedicándose al piragüismo.

Pero Sául no sólo brilla a los mandos de una piragua, sino que también ha demostrado su destreza en la cocina, tras ganar en 2017 la edición de Master Chef Celebrity, un “oro” más en su carrera. Ahora está centrado en su objetivo principal: prepararse para las próximos Juegos Olímpicos de Tokio en 2020; y además, el pasado mes de julio se convirtió en embajador de la marca CUPRA.

Anuncios